Bienvenidos sean los visitantes a los parajes lejanos de mi imaginación, sentiros bien recibidos tanto a comenta como a visitar y leer todos y cada una de las historias. O siemplemente pasar para decir hola o pasar por pasar. Y si podeis pasaros por EL ALMACEN DE TAP-S, una pequeña ayuda para que esta escritora se gane la vida. GRACIAS

17 abr. 2009

Drogas 5ºParte- Ainara


-->
Oígo como la puerta se cierra. Maldita Sam, ella siempre con su lógica aplastante y su insensibilidad aparente. En el fondo se que tenía razón, y que yo me lo he buscado y que Jorge me lo ha advertido muchas veces. Pero joder, es mi mejor amiga bien podría consolarme un poco. Aunque en el fondo no me lo esperaba, me habría asustado bastante si hubiera intentado hacerlo. Una vez sola, en mi pequeño piso, vacío, con mi sola presencia, medito. Echo de menos la calidad que aporto al ambiente Jorge. También echo de menos la Casa de la Cala. Allí siempre me siento segura y tranquila. En cambio aquí yo sola me siento una desconocida en mi propia casa. Me sentiento tan sola. Lágrimas empiezan a correr por mis mejillas, aquellas lágrimas que había estado conteniendo toda la mañana, ahora una vez sola comienzan a deslizarse por mi rostro.
-¡¡ESTUPIDA!!¡¡IDIOTA!!¡¡MÁS QUE IDIOTA!!
Comienzo a insultarme a mi misma. Que idiota que soy, como había podido permitir que esto ocurriera. Veo la foto de Jorge, sonriéndome desde la estantería. Me acerco a cogerla y vuelvo a tirarme en el sofá. Miro la foto mientras lágrimas se derraman sobre ella. Está tan guapo… esta foto es del principio del verano del año pasado, está delante de la Casa de la Cala. Aquel día estuvimos todo el día en la Casa, jugando en la playa y haciendo el tonto con Sam, Kiko y la panda. Recuerdo que yo escale por unas rocas del acantilado para ver unas pozas que se forman cuando baja la marea, pero mi torpeza hizo que me cayera y me desgarrara la pierna. Tenía toda la espinilla en carne viva y no me podía ni mover. Jorge en cuanto lo vio vino corriendo a por mí y me llevo en brazos a la casa. Una vez allí estuvo curándome la herida y vendándomela con una delicadeza y una ternura infinita. Aun tengo la cicatriz de aquella caída. Pero le tengo cariño pues por aquella caída comencé a salir con Jorge. ¿Qué tontería verdad? Cuando vino a ayudarme, me di cuenta de que le gustaba, y a mi él siempre me había gustado. Recuerdo que cuando me termino de vendar la pierna le di las gracias, agarre su rostro entre mis manos y le bese. El correspondió a mi beso con pasión, y así comenzamos a salir. De esto ya hace más de un año. Pero ahora por mi culpa todo ha acabado. Que tonta que soy…
Continuara…

3 comentarios:

  1. por la sexta parte , sigue así , saludoss.

    ResponderEliminar
  2. Me lei toda la historia completa, ya que hace mil no pasaba por tu blog. Esta buenisimo, sigue asi. Muero por saber como termina esto. Besos y suerte. :)

    ResponderEliminar
  3. Lo leí ayer pero no pude comentar... va muy bien! una buena historia... y la verdad es que el tema está ahora muy así... Bueno, espero que la sigas!!

    ResponderEliminar

Gracias por comentar vuestros comentarios son lo que más me inspira!