Bienvenidos sean los visitantes a los parajes lejanos de mi imaginación, sentiros bien recibidos tanto a comenta como a visitar y leer todos y cada una de las historias. O siemplemente pasar para decir hola o pasar por pasar. Y si podeis pasaros por EL ALMACEN DE TAP-S, una pequeña ayuda para que esta escritora se gane la vida. GRACIAS

25 feb. 2009

La magia del amor

Clavo su espada en el cuerpo de su terrible oponente, hasta que este cayó muerto al suelo. Su mirada recorrió el campo de batalla, los enemigos habían caído, y aunque había sido una batalla muy dura, y habían sufrido muchas pérdidas su pueblo viviría ahora en paz. La busco con la mirada, pero no la vio por ninguna parte. Un terror irracional surgió en él cuando no entrevió su túnica negra, que representaba su categoría de maga, entre la multitud. Miro desesperadamente en todas direcciones esperando verla. Un escalofrió recorrió su espalda, y un único pensamiento inundo su mente: “Ha caído, ha muerto…” No esto no podía estar pasando. Salió corriendo y comenzó a mirar entre los cadáveres. No, la veía, no la encontraba. Lagrimas de desesperación comenzaron a caer por su rostro. No podía haber muerto. No, no podía.0
-¡¡¡Neilaaaaaaaaaaaaaaaaaa!!!-grito desesperado.
-¡Weint!¡Aquí esta!-grito Legu
Corrió desesperado y se tumbo a su lado.
-¿Esta viva?¿Esta viva?-pregunto casi gritando
-No lo sé, no quiero tocarla, quizá algún hechizo escudo siga funcionando.
-¡¡Aparta de ahí!!¡Neila!¡Neila!-dijo agitándola suavemente-Despierta por favor…
Lagrimas comenzaron a caer por su rostro, bajaron lentamente por sus mejilla y cayeron sobre el rostro de ella.
-¿Weint?-dijo en un susurro
Él abrió los ojos, y la miro. Ella sonreía aun algo desorientada, pero le miraba con infinito amor. La miro a los ojos y la beso.
-Ya pensaba que habías muerto -dijo el ya más relajado.
-Aun me queda demasiado por vivir a tu lado como para poder permitirme morir.

1 comentario:

Gracias por comentar vuestros comentarios son lo que más me inspira!