Bienvenidos sean los visitantes a los parajes lejanos de mi imaginación, sentiros bien recibidos tanto a comenta como a visitar y leer todos y cada una de las historias. O siemplemente pasar para decir hola o pasar por pasar. Y si podeis pasaros por EL ALMACEN DE TAP-S, una pequeña ayuda para que esta escritora se gane la vida. GRACIAS

27 feb. 2009

Él 1º Parte

Weno este relato es la primera parte de mi regalo de cumple para Alberto espero q te guste!!! Kises!!


Sigilo. Es mi principal habilidad. Silencio, solo silencio a mí alrededor. Las oscuras calles de Manhattan, el lugar donde suelo actuar. Las sombras de la noche mi principal aliado. Un caso difícil mi último encargo. Es hábil y sabe que la busco. Ya ha escapado varias veces. Esta cada vez más alerta, pero también más nerviosa, porque sabe que a cada segundo estoy más cerca de conseguir mi objetivo. Salgo de caza, como cada noche. Al final la encuentro. Camina sola, callejeando, creyendo haberme burlado, pero descubrir que un rastro es falso, es un juego de niños para mí. Se para, y un escalofrió recorre su espina dorsal. Se gira asustada. Sonrió, pues ya sabe que estoy aquí, lo que lo hace todo mucho más divertido, por lo menos para mí. Corre, pero yo soy más rápido. No conoce esta zona de la ciudad, por lo que pronto se equivoca y cae en mi trampa. Está frete a mí. Me mira y una mueca horrorizada inunda su rostro al comprender que el juego ha acabado. Me acerco lentamente y ella no se mueve, pues ya sabe que no tiene escapatoria. Lágrimas comienzan a caer de sus ojos verdes. Estoy frente a ella, su rostro refleja sentimientos que van desde el miedo a la suplica. Pero no hacen mella en mi corazón de hielo. En un suave movimiento, que ella no esperaba, mi puñal se clava en su pecho. Una expresión de sorpresa se dibuja en su rostro. La vida va escapando lentamente de su cuerpo. La poso en el suelo delicadamente. Admiro su figura sin vida y me pregunto que error habrá cometido esta diosa de ébano para acabar siendo mi objetivo, incluso muerta es inmensamente hermosa. Aunque en el fondo no me importa, la recompensa por su muerte es muy sustanciosa. La dejo allí tendida en el oscuro callejón, sin más compañía que la muerte misma y vuelvo a mis quehaceres. Hay más encargos y no parara hasta realizarlos todos.

1 comentario:

  1. Los ame *.*, a este y al de nuara.. espectaculares !.
    Besos, segui escribiendo asi (:

    ResponderEliminar

Gracias por comentar vuestros comentarios son lo que más me inspira!